Hacia un implante nanométrico en la retina capaz de curar ciertas clases de ceguera

0 5

Un equipo de ingenieros ha desarrollado la nanotecnología y la electrónica inalámbrica de un nuevo tipo de prótesis retiniana que, con las mejoras necesarias, podría lograr la recuperación de la capacidad de las neuronas de la retina para reaccionar debidamente ante la luz. Dichos ingenieros han demostrado esta respuesta a la luz en una retina de rata conectada con un prototipo del dispositivo in vitro.

 

La nueva prótesis, una vez perfeccionada, podría ayudar a decenas de millones de personas en todo el mundo que sufren de enfermedades neurodegenerativas que afectan a la vista, como la degeneración macular, la retinitis pigmentosa y la pérdida de visión provocada por la diabetes.

 

A pesar de los grandes avances en el desarrollo de prótesis retinianas durante las dos últimas décadas, el rendimiento de las actualmente disponibles para ayudar a los invidentes a recuperar una visión funcional sigue estando gravemente limitado, muy por debajo del umbral de agudeza visual que define la ceguera legal.

 

El equipo de Gabriel A. Silva, de la Universidad de California en San Diego (Estados Unidos) se propuso crear una nueva clase de dispositivos con capacidades muy mejoradas. La nueva prótesis utiliza dos tecnologías de vanguardia. Una consiste en conjuntos de nanohilos de silicio que detectan la luz y en función de ello estimulan eléctricamente la retina, realizando ambas tareas al mismo tiempo. Los nanohilos proporcionan a la prótesis una mayor resolución que sus antecesoras, acercándose a la densa distribución de los fotorreceptores de la retina humana. El otro avance es un aparato inalámbrico que puede emitir energía y datos a los nanohilos a través del mismo enlace inalámbrico a una velocidad sin precedentes y con una eficiencia energética récord.

 

Hacia un implante nanométrico en la retina capaz de curar ciertas clases de ceguera

 

Neuronas primarias corticales cultivadas en la superficie de un conjunto de nanohilos optoelectrónicos. (Foto: UC San Diego)

 

Una de las principales diferencias entre el prototipo y las prótesis retinianas actuales es que el nuevo sistema no precisa un sensor de visión fuera del ojo para captar una escena visual y después transformarla en señales alternas para estimular secuencialmente las neuronas retinianas. En vez de ello, los nanohilos de silicio imitan a los conos y bastones de la retina (células sensibles a la luz) para estimular directamente a las células retinianas. Los nanohilos están combinados con una red de electrodos, y son activados directamente por la luz, estando energizados por una única señal eléctrica inalámbrica. Esta traducción directa y local de la luz incidente en estimulación eléctrica proporciona una arquitectura mucho más sencilla y ampliable para la prótesis.

 

Información adicional

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Loading...