Reportaron 40 heridos y daños en protesta de la ULA-Táchira

0 18

Denunciaron exceso policial y militar en contra de la manifestación estudiantil y la violación del claustro universitario

Cuarenta jóvenes lesionados, uno de ellos de consideración debido a que un perdigón de plomo se le incrustó en el ojo derecho, fue el resultado de una manifestación de alumnos en las afueras del núcleo Táchira de la Universidad de los Andes, informaron voceros del Centro de Estudiantes, quienes denunciaron el exceso en el uso de la fuerza por parte de los organismos policiales y militares, así como la violación del claustro universitario y daños a bienes de la casa de estudios.

Reinaldo Manrique, presidente del Centro de Estudiantes, explicó que cerraron la vía universitaria como medida de protesta por los hechos de violencia ocurridos tanto en la Universidad Católica del Táchira como en la ULA-Mérida y las detenciones arbitrarias de alumnos. Esta acción fue contrarrestada por piquetes antimotines de la Policía del Táchira, Policía Nacional Bolivariana y Guardia Nacional Bolivariana.

“Rechazamos cómo llegaron a arremeter contra los universitarios y contra las instalaciones de la universidad. Dañaron de nuevo las cúpulas que están en la entrada principal, el portón principal lo volvieron nada y destrozaron una camioneta de las autoridades que estaba aquí dentro de la universidad aprovechando que violaron el recinto universitario. Lo que sucedió fue un abuso. Dispararon cientos de bombas lacrimógenas, dispararon perdigones de plomo, metras y accionaron sus armas 9 milímetros”, dijo Manrique, quien señaló que encontraron en el sitio más de 15 casquillos percutidos a las afueras de la universidad.

“Lo que pasó fue una canallada de parte de los funcionarios policiales”, afirmó Manrique al referirse al compañero herido de perdigón, por el cual hubo una colecta de dinero para cubrir los gastos del tratamiento médico de su lesión.

En ULA-Mérida. Ayer en la mañana el ex decano Andrey Gromiko Urdaneta y grupos violentos de izquierda tomaron violetamente el decanato de la Facultad de Ciencias Políticas y Jurídicas de la Universidad de los Andes, lo que obligó a la suspensión por tiempo indefinido de actividades administrativas y académicas en esta facultad.

Gromiko basó su acción en un amparo cautelar dictado por el tribunal contencioso administrativo que ya había notificado al Consejo Universitario de una demanda interpuesta por este profesor, quien trató de tomar esta dependencia con un grupo de violentos rompiendo puertas y agrediendo a profesores, empleados y estudiantes, de acuerdo con la decana y profesora Aura Morillo.

Morillo rechazó esta medida. “Es inconcebible que esto esté pasando en esta institución cuando ni siquiera el Consejo Universitario se ha pronunciado. Ese profesor vino a imponerse de manera violenta”, dijo e informó que quedaron suspendidas todas las actividades por tiempo indefinido.

La dirigencia estudiantil también rechazó la situación  irregular.

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Loading...