6 Formas De Estimular El Clítoris Que DEBES Probar

0
273
6 Formas De Estimular El Clítoris Que DEBES Probar
6 Formas De Estimular El Clítoris Que DEBES Probar

El clítoris es una de nuestras joyas más preciadas; no sólo está escondida en tu zona más íntima, sino que es capaz de darte TODOS los más deliciosos orgasmos que te puedas imaginar. Y, aunque la mayoría ya sabemos cómo estimularlo, debes saber que no hay UN tipo de estimulación que funcione apropiadamente para todas.

En general, las mujeres nos dividimos en 2 grupos: las que prefieren la estimulación clitoral directa, y las que prefieren la indirecta. Para determinar qué tipo de estimulación te gusta, tienes que probar 2 técnicas: primero, usa movimientos circulares con un dedo sin tocar directamente el clítoris. Si quieres más estimulación, haz los círculos más cortos hasta que por fin puedas llegar al clítoris.

Una vez que conozcas los límites y la base de tu placer, eres libre de ponerte creativa 😉

Prueba diferentes movimientos

Es fácil poner las manos ahí abajo y empezar a mover los dedos, pero ¿no crees que hay otras maneras de tocarse que podrías aprovechar? Incrementa las sensaciones poco a poco. Si te gusta la estimulación directa, prueba movimientos diagonales en la superficie del clítoris. Si prefieres la estimulación indirecta, presiona la parte externa del clítoris y combina el uso de tus dedos. ¡Experimenta!

Publicidad

Usa presión en tu clítoris

Un toque ligero puede ser ideal, pero en lugar de experimentar con los movimientos, juega con la presión. Trata de apretar tu clítoris o apachurrarlo gentilmente entre tu pulgar y dedo índice. Una vez que tengas establecido qué tipo de presión te gusta, trata de manipular la piel de arriba a abajo, como si estuvieras manejando un pene.

Prueba el edging

Debo advertirte que es increíblemente frustrante, pero vale la pena experimentarlo al menos una vez en la vida. El edging significa acercarse al clímax… y dejarlo ir varias veces para tener un orgasmo más intenso después de un par de intentos.

Sin embargo, requiere práctica: Necesitas conocer bien tu cuerpo para identificar qué tan cerca estás del orgasmo y exactamente cuánta estimulación necesitas para hacer una buena retirada. Es importante probarlo a solas primero para agarrar práctica.

Prueba con un juguete

Los juguetes sexuales son, obviamente, una herramienta confiable. La mayoría tiene un vibrador, un dildo o hasta un conejito. Pero para parejas yo te recomiendo un juguete más pequeño.

En la mayoría de las posiciones, puedes meter un juguete entre tus piernas para estimular el clítoris. Yo te recomiendo empezar con algo muy básico como un anillo vibrador. Si te gusta y no te distrae, puedes probar con otro tipo de vibradores.

Incorpora objetos cotidianos

¿No quieres invertir en un sex toy? Entonces puedes utilizar cosas de la casa. Hay muchas mujeres que se masturban con la ayuda (no directa) de almohadas, toallas, controles, cepillos, etc. Yo creo que, en esos casos, es mucho mejor la masturbación directa.

Manos durante el sexo

Ciertas posiciones sexuales funcionan mejor para la estimulación clitoral, pero en general, cualquier situación en la que pueda haber fricción con el clítoris, es ideal para un buen orgasmo. Cuando estés arriba, dile a tu pareja que ponga su pulgar en su pelvis para que pueda tener contacto directo con tu clítoris.

Pero si prefieres posiciones que dejen tu clit al descubierto como el doggy estyle, lo ideal es que hagas la estimulación manual tú misma.

 

 

Eme de Mujer

Deja un comentario